viernes. 21.06.2024

El azul marino que envuelve los destellos rojizos del horizonte marino, dan por inaugurada la temporada de Ibiza en Cala Nova, donde los residentes tienen el privilegio de ver uno de los amaneceres más espectaculares de la isla. 

Aunque para muchos Ibiza, significa el templo de la diversión, sus paisajes también se convierten en santuarios ideales de desconexión. Si buscamos el lado más zen de la isla, llegaremos hasta Cala Nova, un enclave mágico que tiene todos los ingredientes para disfrutar de la calma desde la localidad de Santa Eulalia del Río en la costa este. 

Las diáfanas aguas de esta cala, son uno de los principales motivos de la paz de este rincón, por su puesto, junto a la oferta hotelera que la rodea, como es el cinco estrellas, Bless Hotel Ibiza. 

El hotel, teniendo como base el «placer», es el accesorio más resplandeciente de la zona, donde no hay espacio para el estrés o las preocupaciones. Si para gustos, colores, el diseño inspirado en Coco Chanel del hotel reduce las posibilidades al mínimo de que algo no encante en el paradisiaco recinto, por lo que la comodidad es un acierto asegurado. Entre algunos de los distintivos de la marca, además del estilismo y la evidente elegancia de sus pasillos, está el acceso a la playa privada y la paz de sus terrazas. 

Vista a Cala Nova, Ibiza
Vista a Cala Nova, Ibiza

Un respiro para el alma y cuerpo 

Si lo que necesitamos es una terapia para el cuerpo, un circuito de masajes y terapia será el plan ideal en el exclusivo spa del hotel. En su centro wellness, el viajero podrá gozar de un baño relajante, masajes personalizados e incluso optar por un subidón de energía en la piscina helada, un arte que estimula el alma a través de los sentidos entre la naturaleza, el lujo y los aromas.  

No obstante, si lo que queremos es un poco más de movimiento y romper con el silencio, desde el hotel también se organizan itinerarios con recorridos por los lugares más pintorescos de la isla. Bless Hotel Ibiza ofrece actividades como excursiones de un solo día, en días determinados. Los huéspedes podrán visitar el mercado «Punta Arabí» en Es Cana, conocer enclaves como Salinas, el Mirador de Es Vedra, las panorámicas vistas de San Antonio, la Playa de Portinatx, San Miguel o Cala San Vicente, puntos imperdibles cuando se está en la isla. Pero si aún queremos más marcha, una escapada nocturna a los clásicos Pacha o Ushuaia Ibiza, siempre pueden ser una buena opción ahora que los DJ residentes han vuelto. 

Otro de los méritos del hotel, no solo es la capacidad de haberse instalado en esta área tan recóndita de forma amigable y respetando su belleza natural, sino también de haberlo hecho con elegancia. La piscina infinita del «Llum Pool Club» y el rooftop «Epic Infinity Lounge» no hacen más que añadir belleza al mar que ya ostenta divinidad, con una oferta gastronómica que sorprende gratamente y se adecua a cada momento. Y es que sin duda, la gastronomía es una parte importante de cualquier viaje. 

Etxeko Ibiza, Bless Hotel Ibiza
Etxeko Ibiza, Bless Hotel Ibiza

 

El Mediterráneo a la cocina 

Pese a que la propuesta de Llum y Epic ya es muy apetecible, Bless Hotel Ibiza alberga al emblemático Etxeko by Martín Berasategui, la reconocida cocina con una Estrella Michelin y un Sol Repsol. Fue el pasado 16 de mayo cuando el mismo chef inauguró la temporada con las novedades que sorprenderán sus mesas durante la temporada 2024. 

Aunque siempre bajo la supervisión a detalle del gran maestro, la gran novedad para este verano es el cambio de dirección a su pupilo, el chef Esteban Patricio, con quien lleva más de cinco años trabajando. Con esta decisión, Berasategui aseguró su plena confianza en que esta renovada etapa llevará la gastronomía de la marca a la excelencia mundial. 

Así, la apuesta de Patricio en Etxeko conservará las leyes universales con las que Berasategui ha trabajado hasta ahora, que son: el respeto por el producto, las técnicas y a las personas. Y es que para Martín, Bless Hotel Ibiza es el santuario que ha inspirado la receta de sus platos. Para el chef Michelin, «Ibiza es una tierra maravillosa, no hay nada mejor que cerrar los ojos, abrirlos y darte cuenta de que no se puede estar en un mejor sitio». 

De esta manera, a través de dos propuestas: Menú Origen (10 pases) y el Gran Menú (12 pases), el chef le hace un homenaje a las raíces del Mediterráneo, con ingredientes locales y proveedores kilómetro cero. En la carta destacan los marinos como la gamba curada, el salmón ahumado, buñuelo de morcilla con yuzu y manzanilla, el tartar de atún rojo, entre otras variedades como el de mejillón, la merluza, el solomillo y la chuleta. 

Con el verano mediterráneo en su mejor momento, hay que tomar previsiones para arribar en la isla, pues desde ya, las habitaciones más lujosas del hotel están al completo, augurando así una temporada estival inolvidable.

El lado de Ibiza donde es posible disfrutar de la calma