viernes. 30.09.2022

Un proyecto liderado por Emiratos hace un descubrimiento innovador en Zanzíbar

Arqueólogos del Departamento de Cultura y Turismo de Abu Dhabi y estudiantes de la Universidad Estatal de Zanzíbar también se ofrecieron como voluntarios para el trabajo
El ministro de Turismo y Patrimonio de Zanzíbar, Simai Mohammed Said, visita el sitio este verano. ( Ministerio de Turismo y Patrimonio de Zanzíbar)
El ministro de Turismo y Patrimonio de Zanzíbar, Simai Mohammed Said, visita el sitio este verano. ( Ministerio de Turismo y Patrimonio de Zanzíbar)

Un proyecto patrimonial liderado por Emiratos Árabes Unidos ha desvelado nueva luz sobre los orígenes de la Ciudad de Piedra de Zanzíbar. Los arqueólogos han descubierto evidencia de un asentamiento original en el sitio del Patrimonio Mundial de la Unesco en Tanzania que data del siglo XI.

Lo que antes se pensaba que era una ciudad árabe omaní del siglo XVIII, en realidad fue establecida mucho antes por los swahili locales. Durante una excavación importante este verano, desenterraron rastros de casas, hoyos para cocinar y cantidades significativas de cerámica de esta época. Además pudieron identificar la transición del asentamiento a edificios de piedra en el siglo XIV.

Estas casas de piedra le dieron al centro comercial en la costa este de África su apariencia única y, en última instancia, le dieron su nombre.

La Ciudad de Piedra se convirtió en la poderosa capital del Imperio Árabe Omaní en el siglo XIX y en ese momento se construyeron muchos edificios importantes. Pero el trabajo financiado por Emiratos ha demostrado cómo el centro comercial se desarrolló mucho antes de lo que se pensaba.

“Nuestras excavaciones encontraron paredes de casas, arquitectura de piedra y establecieron que se urbanizó en un período mucho más antiguo de lo que históricamente se pensaba”, explicó el profesor Tim Power de la Universidad de EAU. “Ahora podemos decir que la ciudad se construyó siglos antes de que llegaran los omaníes”.

El proyecto, que comenzó este año, es una colaboración entre la Universidad de EAU, la Universidad de Nueva York Abu Dhabi (NYUAD), la Real Universidad Agrícola del Reino Unido y el Departamento de Antigüedades de Zanzíbar. Arqueólogos del Departamento de Cultura y Turismo de Abu Dhabi y estudiantes de la Universidad Estatal de Zanzíbar también se ofrecieron como voluntarios para el proyecto.

El antiguo fuerte de la Ciudad de Piedra, construido durante la era omaní, fue el foco de la excavación. El fuerte podría compararse con el Qasr Al Hosn de Abu Dabi, dijo el profesor Power, ya que era el nexo del poder militar y político y también funcionaba como aduana.

Según informó este jueves el diario The National, este año, se excavaron dos trincheras en el patio del fuerte a una profundidad de dos metros, lo que mostró pozos de basura, fuegos para cocinar, paredes, pisos, restos de una iglesia portuguesa, cantidades significativas de cerámica e incluso evidencia de una mezquita, estructuras que muestran asentamientos humanos.

Los equipos pudieron fechar las piezas comparando los tipos de cerámica desenterrados con los encontrados en otras excavaciones. “Encontramos mucha cerámica importada, especialmente de China”, dijo Nour Al Marzooqi, arqueóloga del Departamento de Cultura y Turismo de Abu Dabi, quien trabajó en el sitio durante el verano. “Es similar a lo que encontramos en Emiratos, pero también descubrimos cerámica swahili local, como utensilios de cocina”.

Los arqueólogos se toparon con un bloque tallado de una mezquita que alguna vez existió en el sitio pero que aún no se ha encontrado. El proyecto también dejó al descubierto uno de los muros de una iglesia portuguesa que había sido demolida e integrada en el fuerte.

Los arqueólogos encontraron los cimientos de las paredes y el piso de la iglesia, debajo de los cuales se encontraron docenas de tumbas cristianas que datan de los siglos XVI y XVII, cuando una misión agustina se encontraba en el sitio. “Las excavaciones retroceden en el tiempo de una manera enfocada”, dijo el profesor Robert Parthesius, quien dirige el Centro de Estudios Patrimoniales de Dhakira de NYUAD, la entidad que financia el proyecto.

La Ciudad de Piedra comenzó como un pequeño pueblo de pescadores, pero creció rápidamente gracias a las redes comerciales que se desarrollaron en el Océano Índico. Estuvo bajo influencia portuguesa, omaní y europea, pero siempre conservó su identidad swahili. Fue la capital del imperio árabe omaní en el siglo XIX y se hizo muy rica.

El proyecto explora la historia cosmopolita y multifacética de la ciudad y cómo se conecta con las intrincadas y vibrantes redes comerciales que existieron a través del Océano Índico hacia el Golfo a lo largo de los siglos desde su fundación.

Un proyecto liderado por Emiratos hace un descubrimiento innovador en Zanzíbar
Comentarios