martes 18/1/22

Recordando la explosión terrorista de un ferry en Dubai en 1961 que dejó 235 muertos

El número exacto de fallecidos en el ataque nunca se sabrá
El MV Dara se hundió frente a la costa de EAU el 10 de abril de 1961.
El MV Dara se hundió frente a la costa de EAU el 10 de abril de 1961.

Durante más de una década, el ferry MV Dara formó parte de la vida del Golfo Arábigo. El buque pertenecía a una flota de cuatro barcos operados por la British India Line, que navegaba regularmente desde Bombay en la India a Basora en Irak, con paradas de tránsito en Kuwait, Bahréin, Dubai y Muscat.

Los occidentales paseaban en la época por sus cubiertas superiores, tal vez observando por primera vez el imaginado exótico Oriente. Aquellos que buscaban trabajo o se reunían con sus familias viajaban en las cubiertas inferiores, durmiendo en salas a cubierto o fuera si el calor no era demasiado fuerte. En sus bodegas había sacos de correo, junto con productos para los zocos cada vez más abarrotados en esta tierra rica en petróleo. Antes de que el viaje aéreo se volviera común, casi todo y todos se movían por mar.

En la madrugada del 8 de abril de 1961, el Dara se transformó en otra cosa: un lugar de fuego y muerte, cuando una explosión masiva desgarró su cubierta y el casco dejando más de 230 muertos y muchos otros gravemente heridos. El barco de 5.000 toneladas, construido en Glasgow en 1948, y con un calado lo suficientemente profundo como para navegar por las aguas del Golfo, había llegado a Dubai Creek la tarde anterior en el tramo de regreso de un viaje de ida y vuelta a Bombay. A bordo viajaban pasajeros y tripulantes, pero también agentes locales, comerciantes y funcionarios. En total, más de 800 personas pasaron una noche incómoda mientras el barco oscilaba y navegaba en aguas revueltas.

El desastre ocurrió a las 4.40 de la madrugada. La explosión destrozó la cocina, la sala de máquinas y dos cubiertas superiores. Se cortó toda la potencia, incluida la dirección y las mangueras de agua que podrían haber combatido el incendio.

Cuando el barco ya no era recuperable, el capitán Elson dio la orden de abandonar la nave. El caos siguió mientras pasajeros aterrorizados inundaban los botes salvavidas o simplemente saltaban al mar.

Una embarcación de desembarco de tanques del ejército británico, Empire Guillemot , fue la primera en llegar al lugar, seguida de otros barcos de la marina y un petrolero noruego que desafió las llamas a pesar del riesgo considerable a su propia carga de gas.

Al amanecer, las llamas se habían apagado y el Dara había sido remolcado por un barco de salvamento. Gravemente dañado, MV Dara volcó y se hundió frente al emirato de Um Al Quwain a las 9.20 horas del 10 de abril.

La magnitud del desastre abrumó las instalaciones médicas de Dubai, incluido el Hospital Al Maktoum. Muchos de los sobrevivientes sufrieron graves quemaduras, los que se encontraban en peor estado fueron trasladados a Bahréin. La ciudad se llenó de personas que buscaban a sus familiares desaparecidos, algunos de los cuales nunca fueron encontrados.

De las 819 personas a bordo, unas 240 murieron, hombres, mujeres y niños, casi todos árabes o indios. El número exacto nunca se sabrá.

Según informa el diario The National, entre los sobrevivientes se encontraba Ahmed Al Hathboor, presidente hoy del Grupo Al Hathboor, que tenía seis años en ese momento. La familia viajaba a Baombay para reunirse con su padre.

Su madre, según explicó Al Hathboor al periódico en 2015, fue perseguida por el horror de esa noche por el resto de su vida. "Ella lo describió como una escena del Día del Juicio Final, donde niños aterrorizados corrían llorando por sus madres y la gente se ahogaba o moría".

Una investigación de las autoridades británicas concluyó que la explosión fue un ataque terrorista. Se especuló que los rebeldes de Omán, que intentaban derrocar al sultán, dejaron una mina a bordo, posiblemente en una maleta. Si la tormenta no hubiera retrasado la navegación del Dara desde Dubai, la explosión habría ocurrido cuando el barco entrara en el puerto de Muscat. Los responsables nunca fueron identificados. Hoy el barco se encuentra a 30 metros bajo el agua, marcado por una boya negra y amarilla con las palabras "Dara Wreck" (Naufragio Dara).

Recordando la explosión terrorista de un ferry en Dubai en 1961 que dejó 235 muertos
Comentarios