miércoles 19/1/22

Un documental de la BBC muestra a los expatriados súper ricos de Dubai

Los protagonistas de la serie contaron a la audiencia cómo es la vida de los millonarios
Abu Sabah, ciudadano indio, es uno de los 52.000 millonarios de Dubai. (Instagram)
Abu Sabah, ciudadano indio, es uno de los 52.000 millonarios de Dubai. (Instagram)

Desde jabón hecho con oro de 18 quilates hasta una matrícula que vale más que el Rolls Royce donde va instalada, el espléndido mundo de los súper ricos de Dubai ha sido explorado en un nuevo documental. 

La ciudad ultramoderna, en Emiratos Árabes Unidos, es el hogar de dos millones y medio de expatriados, muchos de los cuales disfrutan de una vida lujosa de jets privados, chefs y coches caros y deslumbrantes. 

El documental de BBC2 'Inside Dubai: Playground of the Rich' da una idea de la vida de los expatriados ricos de todo el mundo, y de los emiratíes que representan menos del 15% de la población de la ciudad.  

Uno de los personajes de la serie, que se estrenó el lunes de la semana pasada, es el ciudadano indio Abu Sabah, uno de los 52.000 millonarios de Dubai que se convirtió en "el hombre del que más se hablaba en la ciudad cuando adquirió la matrícula más costosa".

El empresario, que dirige la firma de desarrollo inmobiliario Raj Sahni Group, reveló que había comprado una prestigiosa matrícula de un solo dígito por 9,2 millones de dólares, más que el Rolls Royce en la que se colocó. 

Sabah, que tiene su nombre escrito en el costado de su casa, explicó que pujó para la placa de un solo dígito como símbolo de estatus. "La matrícula del jeque Mohammed, gobernante de Dubai, tiene el número uno", explicó. 

"Cuando llegué a Dubai descubrí que era una ciudad muy extraña", dijo. “Fui a un hotel una vez y no me dejaron entrar, a pesar de que tenía un coche muy bonito.
Me dijeron: Necesitas tener una bonita matrícula". "¿Qué es una buena matrícula? pregunté. Al menos dos dígitos y fui y compré algunas placas".

'El coche cuesta solo 800.000 dólares, pero la matrícula es de mas de nueve millones. ¡Me siento orgulloso de mí mismo!" 

Mientras tanto, la expatriada británica Gaynor Scott tras casarse con uno de los hombres de negocios más ricos de las Islas del Canal divide su tiempo entre Jersey y uno de los barrios más exclusivos de Dubai, Emirates Hills.   

El enclave súper privado es el hogar de futbolistas y celebridades. La familia Scott alquiló un jet privado que costó alrededor de 250.000 dólares, con 29 bolsas de 'bocadillos' especialmente realizados para alimentar a la familia de cuatro en su vuelo de ocho horas a las Islas del Canal. 

Antes del viaje, llevaron a una pianista a la sala del aeropuerto para dar una serenata a la familia con la canción favorita de Gaynor, y le sirvieron un café con su cara impresa en la espuma.  

Por otro lado, la socialité suiza Sonia Pronk mostró su colección de zapatos de diseñador valorados en más de 270.000 dólares y una serie de innumerables bolsos que cuestan 135.000 dólares.

'Creo que un bolso hermoso lo es todo, si tienes un par de zapatos hermosos y tu bolso es horrible, no será lo mismo', dijo. 

Cuando se le preguntó si alguno de sus bolsos de diseñador era falso, dijo: ¿Qué quieres decir con falsificaciones? ¿Un qué? Un falso. Oh Dios mío. Odio todo lo falso"

En cuanto al lugar donde se hospedan los súper ricos, el Atlantis Hotel de 5 estrellas, la corona de la mundialmente famosa Isla de La Palmera es una opción popular para los súper ricos. 

El documental siguió a Dan Worsley, quien es responsable de todos los huéspedes premium del hotel, mientras mostraba la suite más cara del establecimiento. 

La suite tiene tres dormitorios, baños para él y para ella, un salón de billar y vista panorámica de la ciudad y, aunque el precio ronda los 27.000 dólares por noche, las facturas ascienden a "cientos de miles de dólares". 

"Creo que una gran factura habla de grandes experiencias y creo que vale la pena gastarse el dinero", comentó a la audiencia. 

"Puedo decir con seguridad que ningún cliente ha solicitado algo que no hayamos podido hacer". 

Después de mostrar el jabón infundido con oro de 18 quilates, Dan continuó: 'No sería un baño sin la crema hidratante de oro de 24 quilates". 

“La idea es que tienes esa lámina de oro infundida con la crema y, cuando la pones, ayuda a exfoliar la piel.  Es muy suave y tiene este elemento de lujo. Sé que hay algo muy especial en estas comodidades", concluyó.

Un documental de la BBC muestra a los expatriados súper ricos de Dubai
Comentarios