martes 25/1/22

Entre los 39 muertos del ataque en Estambul hay cinco saudíes y dos libaneses

Los funcionarios hablaron de un solo atacante, pero algunos informes, en particular en las redes sociales, sugieren que eran más terroristas
Exterior de la discoteca Reina a orillas del Bósforo, uno de los sitios de fiesta más exclusivos de Estambul.
Exterior de la discoteca Reina a orillas del Bósforo, uno de los sitios de fiesta más exclusivos de Estambul.

Al menos cinco ciudadanos saudíes y dos libaneses se encuentran entre las 39 personas que murieron en un ataque terrorista a una discoteca en Estambul donde celebraban el Año Nuevo.

El diario saudí Al-Riad citó al cónsul general del Reino del Golfo en Estambul asegurando que unos diez ciudadanos saudíes resultaron heridos y agregó que el consulado junto con las autoridades turcas están investigando para averiguar el número exacto de víctimas.

Dos ciudadanos libaneses murieron también en en el ataque, según los miembros de la familia que hablaron con los medios de comunicación. La Agencia Nacional de Noticias del Líbano anunció que varios ciudadanos libaneses resultaron heridos.

Nacionales de Marruecos y de Libia también se encontraban entre los muertos en el ataque armado contra el club nocturno de ambiente exclusivo que se encontraba repleto este domingo y donde al menos 39 personas, muchos de ellos extranjeros, murieron en el ataque. Un hombre armado abrió fuego al azar en la discoteca Reina (nombre original en español) a la orilla del río Bósforo en Estambul.

Algunas personas saltaron a las aguas heladas del Bósforo para salvarse después de que el atacante abriese fuego.

Los funcionarios hablaron de un solo atacante, pero algunos informes, en particular en las redes sociales, sugieren que eran más los terroristas.

El ataque sacudió a Turquía, miembro de la OTAN, que trata de recuperarse de un golpe de estado frustrado en julio y una serie de atentados mortales en ciudades como Estambul y la capital Ankara, algunos atribuidos al Daesh y otros reclamados por militantes kurdos.

Los servicios de seguridad habían estado en alerta en toda Europa por las celebraciones de Año Nuevo tras un ataque en un mercado de Navidad en Berlín que mató a 12 personas. Hace sólo unos días, un mensaje electrónico de Daesh llamó a sus simpatizantes denominados "lobos solitarios" a atacar en "celebraciones, reuniones y discotecas".

El diario Hurriyet citó a testigos diciendo que los atacantes gritaron en árabe, antes de empezar a disparar en el interior de la discoteca.

Entre los 39 muertos del ataque en Estambul hay cinco saudíes y dos libaneses
Comentarios