sábado. 18.05.2024

Emirates ha tomado precauciones para proteger sus redes después de ser advertida que un grupo de hackers estaba planeando lanzar un ataque cibernético contra su patrocinio a la Copa del Mundo en Brasil.

La semana pasada, el grupo autodenominado Anonymous atacó las redes informáticas del Ministerio de Relaciones Exteriores del Brasil y se filtró en decenas de correos electrónicos confidenciales, en protesta por el derroche de dinero gastado en los juegos de fútbol de un país con dificultades para prestar los servicios básicos.

Una fuente del grupo informó a la agencia de noticias con sede en el Reino Unido, Reuters que ahora estaban centrando su atención en los patrocinadores comerciales que respaldan el evento.

"Ahora nos dirigiremos a los patrocinadores de la Copa Mundial", anunció la fuente en una conversación vía Skype desde un lugar no revelado de Brasil. "Ya hemos realizado pruebas nocturnas para ver cuál de los sitios de los patrocindores es más vulnerable", tenemos un plan de ataque", agregó el hacker, que opera bajo el nombre de Che Commodore.

Al sugerirle que nombrara los posibles objetivos Che Commodore mencionó a Adidas, Emirates Airline, la Coca-Cola Co y Budweiser, que es propiedad de Anheuser-Busch InBev.

Un portavoz de Emirates informó al diario Arabian Business que la línea aérea de Dubai ha sido informada de las posibles amenazas y ha tomado las medidas necesarias y está preparada en caso de necesidad.

El portavoz no dio los detalles sobre las medidas específicas o cómo fueron informados de la amenaza potencial.

La amenaza de los ciberataques es otro dolor de cabeza para los organizadores de la Copa del Mundo desde su inicio el 12 de junio en Brasil. El torneo de fútbol al que acudieron 32 naciones ya se ha visto afectado por los retrasos vergonzosos en la construcción de estadios y el descontento generalizado en Brasil sobre el coste excesivo gastado para ser la sede del evento.

Un DDoS o Distributed Denial-of-service, es un ataque de bajo costo que tiene como objetivo tomar un sitio web en línea, solicitando al mismo tiempo el acceso de miles de computadoras con el fin de atascar el servidor host.

Anonymous la semana pasada publicó 333 documentos extraídos de la red informática del Ministerio de Relaciones Exteriores. El grupo dice que ha realizado más de 100 ataques desde el inicio del Mundial. Entre sus blancos se encuentra el Sistema de Inteligencia brasileño, el Departamento de Justicia de Brasil, la Policía Militar de Sao Paulo, la Confederación Brasileña de Fútbol y compañías como Hyundai Brasil y el Banco de Brasil.

“Algunos de los ataques son superficiales y casi no tuvieron ningún efecto, pero la mayoría otorgó acceso a todo el contenido de servidores gubernamentales”, explicó otro portavoz de Anonymous que se hace llamar “AnonBRNews”.

Emirates Airline toma precauciones ante la amenaza de hackers