domingo. 25.09.2022

Gasta un millón de dirhams en su prometida y termina en un tribunal de Dubai

"Tengo más de 5.000 fotos de ella y una copia de todos los chats entre nosotros", declaró el novio
Una imagen de los tribunales de Dubai (EL CORREO).
Una imagen de los tribunales de Dubai (EL CORREO).

Un hombre que afirmó que gastó casi un millón de dirhams en su prometida fue acusado de amenazar con difamarla después de que ella lo dejó, juzgó este martes un tribunal de Dubai.

El acusado paquistaní de 31 años creó cuentas en Facebook e Instagram para publicar fotos privadas de su paisana y amenazó con difamarla si no le devolvía el dinero gastado durante su tiempo de compromiso.

"La conocí en Facebook y nuestra relación romántica se convirtió en un compromiso oficial", afirmó el acusado. “Nuestra relación duró siete años y yo solía gastar dinero en regalos para ella, como oro por valor de 90.000 dirhams y también le compré un coche por 65.000. Gasté casi un millón de dirhams en ella”, declaró.

“Ella me usó. Amaba el dinero pero no me quería a mí".

En enero de 2020, el acusado descubrió que su supuesta prometida estaba casada con otra persona. “Me volví loco cuando supe eso e hice cuentas falsas con su nombre en Instagram y Facebook. Publiqué sus fotos hasta que me contactó, y la insulté y la amenacé”, agregó.

Dijo que le pidió que le devolviera el dinero o que la difamaría frente a su esposo. "Tengo más de 5.000 fotos de ella y una copia de todos los chats entre nosotros".

La víctima denunció el caso en la comisaría de policía de Al Barsha.

Según el Ministerio Público de Dubai, la mujer afirmó que el acusado fue quien retrasó su matrimonio y que le pidió dinero hasta que rompieron su compromiso. Afirmó que la había chantajeado y amenazado con difamarla.

Escribió su número de teléfono en público y muchas personas la contactaron por sexo pensando que ella era una prostituta.

El paquistaní fue acusado de emitir amenazas e insultar a la víctima.

El juicio se aplazó hasta el 21 de julio, hasta esa fecha el acusado permanecerá bajo custodia.

Gasta un millón de dirhams en su prometida y termina en un tribunal de Dubai
Comentarios