sábado. 02.03.2024

Un narcotraficante italiano, vinculado al crimen organizado, ha entregado a Italia una isla artificial ubicada frente a la costa de Dubai, en Emiratos Árabes Unidos, durante un juicio en el que está acusado de importar a Europa más de siete millones de toneladas de cocaína y de lavar dinero.

El capo de 48 años, llamado Raffaele Imperiale, nació en la periferia de Nápoles y desde su detención en 2021 decidió colaborar con la Justicia, abriendo un proceso en el que ya ha entregado al estado dos pinturas de Van Gogh y 1,8 millones de euros en criptomonedas.

Los dos lienzos de Van Gogh fueron localizados en su villa de lujo en Dubai, lugar al que fueron a parar tras ser robados del museo de Ámsterdam dedicado al célebre pintor. 

Además, recientemente entregó al Estado italiano un botín en bitcoins equivalente a 1,8 millones de euros, y que fue incautado por un juez de instrucción de Nápoles tras una operación financiera en la que se requirió una plataforma de intercambio de criptomonedas.

La última cesión del criminal es una isla artificial, que forma parte de un archipiélago artificial, cuyo nombre es Taiwán y que adquirió "por varios millones de euros", indicó la televisión pública italiana RAI.

Según la poca información filtrada de las investigaciones, Imperiale gastaba alrededor de 400.000 euros al mes en Dubai para mantener su lujoso estilo de vida, derivado de una actividad de narcotráfico en la que también participaba la mafia 'Ndrangheta, originada en Calabria (sur e Italia) y de las más poderosas del mundo en la actualidad. 

Asimismo, la Policía de Dubai ya confiscó grandes sumas de dinero en efectivo, joyas, cuadros y automóviles cuando detuvo en el emirato a Imperiale. En un vídeo de tres minutos compartido por la policía, un equipo de oficiales de élite allanó la residencia en Dubai donde se escondía el italiano el 30 de julio de 2021. La redada siguió a una semana de vigilancia constante durante la cual la policía emiratí utilizó inteligencia artificial y más de 300.000 cámaras de seguridad. La mano derecha de Imperiale, Raffaele Mauriello, de 31 años, también fue detenido.

Un narco cede a Italia una isla artificial frente a la costa de Dubai
Comentarios