viernes. 21.06.2024

El Tribunal de Apelación de Dubai confirmó una sentencia del Tribunal de Primera Instancia de encarcelar a un técnico sanitario de un hospital privado tras ser acusado de intentar acosar a una paciente dentro de la sala de rayos X, aprovechándose de que estaban a solas. El técnico será deportado tras cumplir su condena.

El caso se remonta a marzo de este año, cuando un ciudadano árabe presentó una denuncia en la que afirmaba que su esposa había sido acosada en un hospital privado.

Explicó además que cuando fue al hospital con su esposa por que padecía dolor de cuello, el médico que la atendía solicitó una tomografía computarizada, por lo que la acompañó al departamento de rayos X para programar una cita y pidió que una mujer le realizara el procedimiento de exploración. 

Sin embargo, la recepcionista le informó que no había ninguna mujer disponible, por lo que aceptó que un técnico hiciera la prueba, pero la recepcionista se negó a permitirle al marido acompañar a su esposa al interior de la sala de rayos X.

La víctima afirmó durante los interrogatorios que el sospechoso le pidió que se quitara algo de ropa de un lugar alejado de donde tenía el dolor para poder realizarle la tomografía computarizada, y luego intentó acosarla.

Según los informes, gritó pidiendo ayuda pero su marido no la escuchó. Supuestamente escapó y entró al vestuario y luego se apresuró a contarle a su esposo sobre el incidente, por lo que interpuso la denuncia en la policía.

Un oficial de policía informó que el sospechoso negó durante los interrogatorios haber intentado acosar a la víctima y que le pidió que se quitara algunas prendas porque era difícil realizar las pruebas mientras las llevaba.

Las pruebas demostraron que el sospechoso intentó premeditadamente acosar a la víctima.

Un sanitario, encarcelado en Dubai por acosar a una paciente