sábado. 03.12.2022

Eso que llaman conciliar

"A mí, lo que me parece que está chupado es lo de la conciliación familiar y laboral. Lo que me parece de heroicismo es lo de conciliar el sueño"
La encuesta revela que el 22 por ciento dejaría a su pareja para dormir más.
Dormir

A mí, lo que me parece que está chupado es lo de la conciliación familiar y laboral -al final, hasta me sobran horas de criaturitas-. Lo que me parece de heroicismo es lo de conciliar el sueño. Envidio –en plan eufemismo- a esa gente que se tumba en la cama y es rozar con la cabeza la almohada y entrar en fase REM.

Más aún a los que se echan siestas en cuanto tienen 20 minutos tontos por delante y se levantan como nuevos. Yo, cuando lo intento… uff, si por ejemplo me tumbo a las 3 de la tarde, es a las 6 (y después de levantarme dos veces para ir al baño) cuando empiezo a coger el sueño, y un despertarme a las 7 y no querer vivir. A los que pueden echar una cabezadita o dormir ocho horas seguidas en un Madrid-Nueva York,  en un avión ya ni os cuento.

A mí me dicen en esos momentos en plena estratosfera “aprovecha para dormir un poquito” y pego a alguien. Vamos a ver. Si me cuesta dormir en mi propia cama, sola, y a las 12 de la noche, cómo voy a dormirme con una persona a cada lado (siempre me toca centro) y a 30.000 pies del suelo dentro de un aparato que aún no me explico como puede sostenerse ahí arriba.

Y eso que yo, intento rebajar todo lo que puedo el peso, que me siento sin hacer fuerza y no llego a poyarme del todo en el asiento. Así llego de tensionada a mis destinos… Por no añadir que con las dosis de benzodiazepinas con las que habría tenido que subir al avión me hubieran detenido.

Lo del insomnio  me viene desde que tengo uso de razón. De pequeña me metían en la cama a las ocho y media y no había noche que no escuchará el Himno de España del fin de la emisión en la tele (antes pasaba eso) y a mis padres yéndose a dormir.

Cuando me quedaba en casa de amigas… uff no pegaba ojo. ¿Fiestas de pijamas yo? Ni una. ¿Tiendas de campaña?, ¿qué es eso? Ahora duermo relativamente bien, pero con trampas claro. Lo de meterme en la cama sin más, cerrar los ojos y esperar a dormirme, me da yuyu, a ver si me va a da por pensar y me deprimo y tal. O me agito.

Vaya por delante que hay química de por medio. Sí, soy una yoncarra del sueño. Una pastillita de nada… de las que dan sin receta. Pero ojo, que no voy a más. Son ya 10 años y nunca he tenido que subir la dosis.

El otro día me dijo un farmacéutico: “señora, eso puede enganchar y le contesté “ya, pero no se preocupe, que lo pienso tomar toda la vida”.

Por si no bastara. Lo que hago es acostarme con el portátil y ver una serie. Y sí, me debo dormir a los 5 minutos, porque cuando a la noche siguiente me pongo el capítulo para ver dónde me quedé… resulta que no pasé de los créditos. Y así voy... en la segunda de Breaking Bad, la penúltima de Mad Men y la cuarta de Juego de Tronos… Y ese desfase sí que no lo soporto.

......... 

Eso que llaman conciliar
Comentarios