martes. 31.01.2023

La OPEP recorta su producción de crudo en dos millones de barriles diarios

De los 23 países del grupo, solo Arabia Saudita y Emiratos Árabes Unidos tienen capacidad para aumentar más la producción
Tanques de petróleo en el puerto de Fujairah. (EL CORREO)
Tanques de petróleo en el puerto de Fujairah. (EL CORREO)

La alianza de la OPEP+, liderada por Arabia Saudita y Rusia, ha anunciado que recortará su producción de crudo en dos millones de barriles diarios, el doble de lo que se preveía y el mayor descenso de la oferta petrolera desde mayo de 2020.

Así lo ha anunciado el viceministro de Petróleo de Irán, Amir Hossein Zamaninia, tras la reunión entre la OPEP y otros diez productores de petróleo este miércoles en Viena, en un ambiente muy complejo en el que se mezclan la caída del precio, dudas sobre la evolución de la demanda, problemas de producción y las sanciones al petróleo ruso.

Tras más de dos años de reuniones virtuales debido a la pandemia, los 23 países de la alianza OPEP+ han mantenido su primera reunión ministerial con presencia personal, un gesto con el que pretenden mandar una clara señal de fortaleza a los mercados. Antes de terminarla, se preveía un recorte entre 500.000 y 2 millones de barriles diarios, una cifra que equivale al 2% del suministro global actual.

También se ha debatido sobre el recorte del bombeo en un contexto en el que los precios del crudo han perdido un 25% respecto a sus niveles del pasado junio. De hecho, antes de concluirse esta cita, el crudo de referencia de la OPEP mantenía altibajos y se había encarecido un 1,5 % y cotizaba a 92,13 dólares.

El 5 de septiembre, la OPEP y Rusia anunciaron una reducción de 100.000 barriles su producción diaria a partir de octubre.

Al comienzo de la reunión, persistían las dudas sobre cómo evolucionará la demanda, sobre todo en China, uno de los mayores consumidores de petróleo, que impone restricciones y confinamientos en algunas ciudades debido a rebrotes del coronavirus. Además, sigue habiendo incertidumbre con respecto a los pronósticos sobre cuánto crecerá la economía mundial y, por tanto, el consumo de crudo.

También hay problemas al otro lado de la cadena, en el suministro. La OPEP+ no es capaz de cumplir con sus actuales cuotas de bombeo y, entre los 23 países del grupo, solo Arabia Saudita y Emiratos Árabes Unidos tienen capacidad para aumentar más la producción. Tanto es así que Johannes Rauball, de la agencia de análisis energético Kpler, ha estimado que la OPEP+ produjo en septiembre 4,1 millones de barriles menos de su objetivo para ese mes.

Por otro lado, en el ámbito político, hay diversos analistas que creen que la decisión del G7 de imponer un tope al precio del crudo ruso, y los planes de la Unión Europea de hacer lo mismo, han tenido el efecto de fortalecer la alianza entre la OPEP y Rusia. Los productores ven ese tope como un precedente peligroso de los países consumidores intentando controlar el precio.

De forma paralela, Estados Unidos sigue presionando a sus aliados de Oriente Medio dentro de la OPEP, como Arabia Saudita, Kuwait y EAU, para que no recorten la producción, una estrategia que comenzó cuando el presidente Joe Biden visitó Riad en julio.

Según la emisora CNN, el Gobierno estadounidense ha estado en contacto con funcionarios de esos países para pedirles que no rebajen los suministros de crudo, ya que considera que un recorte provocaría una subida de los precios y un choque para la economía que podría perjudicarle de cara a las elecciones de noviembre, en las que se renueva parte del poder legislativo.

La OPEP recorta su producción de crudo en dos millones de barriles diarios
Comentarios