domingo. 25.02.2024

El número de iraquíes que regresan a su área de origen superó a los desplazados internos por primera vez desde diciembre de 2013, cuando el país se vio envuelto en un conflicto con Daesh, según dijo este viernes la agencia de igración de  Naciones Unidas.

"Los iraquíes que siguen desplazados se encuentran entre los más vulnerables, ya que se enfrentan a obstáculos para regresar, incluido el daño o la destrucción de su infraestructura local y limitaciones financieras y otras limitaciones", dijo Gerard Waite, jefe de la misión en Iraq de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), según informa la agencia estatal de noticias de Emiratos, WAM.

En los últimos cuatro años, el país se ha visto profundamente afectado por el conflicto con la victoria de Irak sobre Daesh, que provocó el desplazamiento de casi seis millones de personas, dijo la OIM.

El 9 de diciembre, el primer ministro Haider al-Abadi anunció la victoria de Iraq sobre Daesh y, a fines de año, la OIM había identificado a 3,2 millones de personas que habían regresado a su lugar de origen, mientras que 2,6 millones permanecían desplazados.

Tras la mejora de la seguridad en las áreas recuperadas, un número considerable de desplazados internos han regresado a sus hogares principalmente en las tres gobernaciones más afectadas por la ocupación de Daesh, que representan el 86 por ciento de los desplazados iraquíes.

Según una declaración de la OIM, más de 1,2 millones de personas regresaron a la gobernación de Anbar; casi 975,000 a Ninewa; y cerca de 460,000 a Salah al-Din.

Estos datos se hacen públicos días después de que los refugiados y los trabajadores humanitarios revelaran que un gran número de iraquíes desplazados estaban siendo devueltos a la fuerza a sus áreas de origen para garantizar que las próximas elecciones del país se realicen a tiempo. Los ciudadanos deben estar en su área de origen para votar y si no regresan a casa se podrían retrasar las elecciones.

Los trabajadores humanitarios estimaron que el ejército iraquí había devuelto por la fuerza entre 2.400 y 5.000 personas entre el 21 de noviembre del año pasado y el 2 de enero.

"Estos retornos no son seguros", dijo un trabajador de ayuda a Reuters. "Incluso aquellos que no se resisten abiertamente realmente no tienen otra opción. No pueden decir que no a un grupo de personas con armas de fuego", aifirmó.

El número de retornados iraquíes supera por primera vez desde 2003 al de desplazados
Comentarios