sábado. 01.10.2022

El rescate de 275 millones de dólares pagado por Qatar fue para los enemigos de EEUU en Irak y Siria

"Los iraníes podrían usar estas redes contra intereses estadounidenses en la región", según un investigador
Miembros de la Guardia Revolucionaria Iraní.
Miembros de la Guardia Revolucionaria Iraní.

Un acuerdo de pago rescate que excluyó a Estados Unidos pero involucró a Qatar, Irak, Irán, Turquía y Siria podría terminar siendo contraproducente para Washington, después de que se informó que enormes sumas de efectivo entraron directamente a los bolsillos de algunos de los grandes enemigos de Estados Unidos en Irak.

Según el Washington Post, los funcionarios de Qatar en abril de 2017, parecían "dar su consentimiento a pagos por un total de al menos 275 millones de dólares (mil millones de dirhams) para liberar a nueve miembros de la familia real y otros 16 ciudadanos qataríes" que fueron secuestrados durante un viaje de caza a Irak. Los intercambios secretos entre funcionarios de Qatar e intermediarios revelaron que se pagó un extra de 150 millones de dólares (550 millones de dirhams) a la cantidad reportada anteriormente, en gran parte a grupos y líderes designados por el Gobierno de EEUU como actores terroristas.

Los destinatarios incluyeron líderes del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica (CGRI) de Irán y Kataib Hezbolláh de Irak que recibieron hasta 75 millones de dólares y también participaron Jabhat Fateh Sham, anteriormente conocido como Jabhat Al Nusra, que está vinculado a Al Qaeda. Kataib Hezbollah fue designado por el Gobierno de los Estados Unidos como una entidad terrorista en 2009, y Jabhat Al Nusra en 2012. Donald Trump puso al CGRI bajo designación de terrorismo en octubre pasado. Parte del efectivo también se destinó al líder principal del CGRI, Qassem Soleimani.

Phillip Smyth, investigador del Instituto de Washington para la Política del Cercano Oriente, que supervisa de cerca a los grupos armados chiítas en la región, dijo que algunas de las milicias involucradas en el acuerdo se encuentran entre los más agresivos enemigos de EEUU. "Kataib Hezbollah es un grupo terrorista y una de las organizaciones más agresivas en el exterior en lo que respecta a mensajes y acciones", dijo Smyth al diario The National.

"Es importante recordar que el grupo que atacó a las fuerzas estadounidenses durante la guerra de Irak con armas avanzadas, continúa amenazando los intereses estadounidenses, ha apoyado con material y políticamente a los militantes chiítas de Bahréin ... por lo que su participación con IRGC en el acuerdo significa bastante", agregó.

Lo que podría ser más preocupante para Estados Unidos, argumentó Smyth, es que "muestra que algunos estados del Golfo, en este caso, Qatar, están dispuestos a actuar unilateralmente a pesar de los problemas de Estados Unidos con estos actores".

Otro aspecto preocupante para el Gobierno de EEUU son las complejidades y facciones reveladas en el trato. "Esto muestra que a nivel organizacional, un grupo extremadamente antiestadounidense como Kataib Hezbollah podría estar más dividido en facciones ... lo cual podría ser motivo de preocupación para las fuerzas estadounidenses en Irak.

"También demuestra cómo los iraníes podrían potencialmente usar estas ahora confusas redes contra EEUU y sus intereses en la región", puntualizó el investigador.

El dinero que recibió Kataib Hezbollah del acuerdo de rescate es casi cinco veces el presupuesto anual del grupo ( 2-6 millones de dólares) para sus combatientes, concluyó Smyth.

En términos más generales, el acuerdo va en contra de la política de larga data de Estados Unidos reafirmada bajo distintas administraciones de negarse a hacer concesiones o pagar rescate a grupos terroristas.

El rescate de 275 millones de dólares pagado por Qatar fue para los enemigos de EEUU en...
Comentarios