domingo. 03.07.2022

El coronavirus MERS reaparece en Qatar

Esta enfermedad se notificó por primera vez en Arabia Saudita en 2012, aunque se ha ido propagando hacia otros países
A modo ilustrativo, camellos en una carretera de Emiratos Árabes.
A modo ilustrativo, camellos en una carretera de Emiratos Árabes.

Qatar ha registrado dos casos del coronavirus causante del síndrome respiratorio de Oriente Medio, también conocido como MERS. Los dos infectados, un hombre de 50 años que trabajaba y vivía en una granja con camellos y otro varón de 85 años propietario de un dromedario, estuvieron en contacto con estos animales y consumieron leche cruda de dromedario al menos dos semanas antes de que apareciesen los síntomas.

Según el informe publicado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), el hombre de 50 años ingresó en planta médica el 17 de marzo debido a fiebre alta y dificultad al respirar. Un día más tarde, su salud empeoró y fue trasladado a la UCI, donde se confirmó su positivo en MERS-CoV. A día 12 de mayo, la OMS no tenía más datos sobre el estado de salud del hombre.

El segundo de ellos, el varón de 85 años, acudió al centro de emergencias el 18 de marzo con antecedentes de tos productiva durante una semana, fiebre alta y dificultad para respirar. El 19 de marzo se confirmó su positivo en MERS-CoV y el 22 fue intubado y trasladado a la UCI, donde falleció el 14 de abril.

¿Qué es el coronavirus MERS?

El síndrome respiratorio de Oriente Medio es una enfermedad respiratoria grave que causa fiebre, tos y dificultad para respirar. Según la OMS, el 35% de las personas que contraen la enfermedad mueren, pero otras tan solo registran síntomas leves. La enfermedad se notificó por primera vez en Arabia Saudita en 2012, aunque se ha ido propagando hacia otros países.

Los humanos se infectan con MERS-CoV por contacto directo o indirecto con dromedarios, que son el huésped natural y la fuente zoonótica de la infección por MERS-CoV. Hasta el momento, Qatar ha registrado un total de 28 casos de MERS-CoV en humanos, de los que siete fallecieron. Según la OMS, el número total de casos registrados en el mundo es de 2.591, de los que 894 murieron.

Así, la OMS aconseja todas las medidas de higiene posibles a las personas que visiten granjas, mercados, establos u otros lugares en los que haya dromedarios: lavarse las manos con frecuencia, evitar tocarse los ojos, nariz o boca, etc. Además, hace hincapié en evitar consumir productos animales poco cocidos o crudos.

El coronavirus MERS reaparece en Qatar
Comentarios