domingo. 16.06.2024

Zara Holland, una ex Miss Reino Unido y participante del programa de tele realidad 'Love Island', se enfrentará este miércoles 6 de enero del 2021 a la acusación de posibles cargos tras ser detenida por violar las órdenes ejecutivas y sanitarias contra Covid-19 en Barbados.

Las autoridades del territorio caribeño informaron este martes que Holland, de 25 años, aterrizó en Barbados el pasado 27 de diciembre junto con su novio, el también británico Elliott Love. Un día después de llegar a Barbados, Holland dio positivo a la prueba del coronavirus. Por ello, la pareja fue ordenada a mantenerse en cuarentena en su establecimiento de hospedaje, el Sugar Bay Hotel.

Sin embargo, al día siguiente -29 de diciembre- cuando la Unidad de Vigilancia de Covid-19 de Barbados acudió al hotel, descubrió que Holland y Love habían abandonado la propiedad sin permiso.

Holland y Love, quien posteriormente también dio positivo a la prueba del coronavirus, fueron detenidos en el Aeropuerto Internacional Grantley Adams, en Barbados, intentando salir del país. Varios días más tarde, específicamente el pasado sábado, Holland acudió a la comisaría de Policía de Hastings/Worthing acompañada de un representante legal. Allí, las fuerzas de seguridad le entregaron una citación al tribunal por violar las directrices oficiales y sanitarias por la pandemia.

Holland, por su parte, expresó en declaraciones escritas defendiéndose que se trató de "un malentendido y una gran confusión", y que pedía perdón a todos los habitantes de Barbados. "Estoy trabajando de cerca con las autoridades locales para corregir cualquier asunto de mi parte y enviaré unas declaraciones actualizando la situación, lo cual creo que es lo mejor en este momento para el Gobierno y los ciudadanos de Barbados", indicó.

Holland, a su vez, ensalzó a Barbados, isla caribeña que ha visitado por más de 20 años: "Jamás haría algo para poner en riesgo al país, del cual solo tengo amor y respeto, y que me ha tratado como familia".

Ex reina de belleza británica se enfrenta a posibles cargos por violar la cuarentena