sábado. 15.06.2024

La celebridad pakistaní de las redes sociales Qandeel Baloch fue asesinada presuntamente por su hermano en Multan, en la provincia de Punjab, convirtiéndose en la última víctima de los "crímenes de honor" que asolan el país. 

La modelo y actriz de 26 años de edad murió en el distrito central de Multan la pasada noche del viernes, según comunicó la policía y publicó el diario local Gulf News. 

La policía señaló que al parecer la modelo fue asesinada por su hermano Wasim, quien huyó después del incidente. 

"Fue asesinada por estrangulamiento. Parece ser un caso de asesinato de honor, pero estamos investigando", dijo el jefe de la Policía del distrito, Azhar Akram

El nombre real de la víctima era Fouzia Azeem, pero ella se nombró Qandeel Baloch como nombre artístico. 

Hasta el momento de su muerte, Baloch había recibido amenazas por parte de su familia para que dejara el modelaje y sus apariciones provocativas en los medios sociales. Su hermano la amenazó por mensajes privados en Facebook, dijo la policía. 

Hace tres semanas, escribió al ministro del Interior, al director de la Autoridad Federal de Investigación y al superintendente de Islamabab, pidiéndoles que le proporcionaran seguridad. 

Dijo que su vida estaba en peligro y que recibía amenazas a través del teléfono. 

Baloch saltó a la fama en Pakistán en 2014 después de postear un vídeo haciendo muecas. 

Se hizo famosa por su incansable autopromoción y por sus selfies sugerentes publicados en las redes sociales y contaba con miles de seguidores. 

También expresó su deseo por casarse con el ex-jugador de cricket y político Imran Khan. 

Una modelo de Pakistán, asesinada por su hermano por "crimen de honor"