martes 17/5/22

Un perro sobrevive a once disparos en el desierto de Emiratos Árabes

El animal necesitará al menos seis semanas de hidroterapia y atención para que pueda recuperar su movilidad
El perro junto a su veterinario salvador. (Animalia)
El perro junto a su veterinario salvador. (Animalia)

Un perro que recibió once balas y fue dado por muerto ha dado sus primeros pasos hacia la recuperación después de una operación de emergencia de cuatro horas en Abu Dhabi.

Los veterinarios voluntarios de la clínica Animalia cuidaron a Buddy desde mediados de diciembre después de que una mujer encontrara al animal herido que no podía caminar en el desierto del emirato de Ras Al Khaimah.

La veterinaria Susan Aylott, directora de Animalia, una clínica que tiene como objetivo educar sobre temas de bienestar animal y tratar a los animales enfermos en Al Bateen, señaló que el perro tenía suerte de estar vivo. “Si no lo hubieran encontrado, habría muerto porque necesitaba una cirugía urgente”. “Un examen de las heridas sugirió que le habían disparado a quemarropa. Estaba paralizado de cintura para abajo y se arrastraba por el suelo cuando lo encontraron".

“Ahora que le quitaron las balas en la cirugía, puede ponerse de pie y eso es una buena señal, pero es un camino largo e incierto hacia la recuperación. Como no hay imágenes de CCTV u otra evidencia de lo que sucedió, la policía no puede hacer nada”.

Buddy fue llevado a un refugio de animales en Ras Al Khaimah, antes de ser conducido a Abu Dhabi para ser operado.

El complejo de Animalia cuenta una clínica veterinaria, un centro de educación y aprendizaje.

La mujer que encontró a Buddy pagó parte de los honorarios de las exploraciones preliminares y Animalia pagó el coste de su cirugía, estimado en más de 20.000 dirhams (5.445 dólares).

El doctor Amer Grizic, un veterinario bosnio de Animalia que lleva en Emiratos Árabes Unidos desde 2015, dijo que se necesitarán al menos seis semanas de hidroterapia y atención de seguimiento antes de que Buddy pueda recuperar su movilidad. “Esta cirugía fue una de las más difíciles que he hecho”, dijo.

“Vemos este tipo de lesiones con mayor frecuencia en Europa, donde hay más caza y los perros a veces pueden recibir disparos accidentalmente. No estoy capacitado para este tipo de cirugía especializada ya que una de las balas estaba cerca de su médula espinal. Debería haberlo hecho un neurocirujano, pero aquí no teníamos acceso a uno. Sus heridas sugieren que recibió disparos desde un metro de distancia y perdió mucha sangre. Si no lo hubieran encontrado, habría muerto en el desierto".

Ahora es probable que el perro sea dado en adopción una vez que se haya recuperado.

La Ley Federal de EAU No. 18 de 2016 está en vigor para abordar los casos de crueldad animal. Cualquiera que haya infringido esta ley se enfrenta a una pena de prisión de un año y/o una multa máxima de 200.000 dirhams.

Un perro sobrevive a once disparos en el desierto de Emiratos Árabes
Comentarios