miércoles. 10.08.2022

"Nuestro único objetivo es reconciliar las dos partes y restaurar la casa del Golfo"

El emir de Kuwait, Sabah Al Ahmad Al Sabah, dijo que la crisis con Qatar podría traer consecuencias negativas a pesar de las esperanzar y los deseos
Sabah al-Ahmad al-Yaber al-Sabah, el emir de Kuwait.
Sabah al-Ahmad al-Yaber al-Sabah, el emir de Kuwait.

El emir de Kuwait, Sabah Al Ahmad Al Sabah, dijo que la crisis del Golfo podría traer consecuencias negativas a pesar de las esperanzar y los deseos, según una información del diario Gulf News.

“Todos debemos ser plenamente conscientes de los peligros de la crisis, ya que puede provocar conflictos regionales e internacionales que tengan graves consecuencias para la seguridad de los países del Golfo y sus pueblos”, dijo el jeque Sabah este martes en la apertura del decimoquinto término legislativo del parlamento.

“Por lo tanto, todos deben saber que la mediación de Kuwait, un país que es consciente de la posibilidad de expansión de esta crisis, no es solo una mediación tradicional de un tercero entre dos partes diferentes. No somos un tercero. Somos un hermano en los dos lados. Nuestro único objetivo es reconciliar las dos partes y restaurar la casa del Golfo, nuestra propia casa, y hacer movimientos para protegerla de las fracturas y el colapso”, dijo.

“La historia y las próximas generaciones del Golfo y el mundo árabe no olvidarán y no perdonarán a los que contribuyen, incluso con una palabra, en incrementar y alimentar la disputa y causar el colapso de este hermoso edificio”, agregó.

Kuwait ha estado mediando activamente para resolver la crisis que estalló abiertamente el 5 de junio cuando Bahrein, Arabia Saudita y Emiratos Árabes cortaron sus lazos diplomáticos y comerciales con Qatar, miembro del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG), acusándolo de apoyar a los extremistas y financiar el terrorismo.

Kuwait y Omán son los otros dos miembros de la alianza regional establecida en 1981.

Bahrein, Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos y Egipto, que también cortaron las relaciones con Qatar el 5 de junio, emitieron una lista de 13 demandas e insistieron en que Doha respondiese favorablemente como un primer paso para resolver las diferencias y restablecer las relaciones. Qatar ha rechazado las acusaciones y las demandas.

A pesar de los esfuerzos realizados por el jeque Sabah y Kuwait, no se han logrado avances en el enfrentamiento y, a medida que se acerca la fecha de la cumbre anual del CCG, Kuwait está realizando nuevos esfuerzos para garantizar que se realice en diciembre y en Kuwait como se decidió el año pasado.

Según los informes, la cumbre podría demorarse seis meses para dar más tiempo a los esfuerzos diplomáticos para garantizar que la alianza árabe no se fracture.

“El CCG es una luz brillante de esperanza en la oscuridad de la noche árabe. Es la vela que ilumina el largo túnel en el que se asienta la acción árabe conjunta y es un modelo digno de emulación para acuerdos constructivos y cooperación en el gran mundo árabe. La quiebra y el colapso del CCG es la fractura y el colapso del último bastión árabe de acción conjunta”, dijo Sabah en su discurso.

“Pido a nuestros ciudadanos que cumplan con nuestro enfoque de mantener la calma y evitar el incremento de palabras absurdas para contener esta crisis y superarla con la ayuda de Dios. Lo que nos une es mucho más grande y más fuerte de lo que nos puede dividir. Recemos a Dios para purificar nuestros corazones, calmar nuestras almas y sanar las heridas para que el CCG siga siendo una entidad imponente, un bastión fuerte y una bandera de felicidad, seguridad y prosperidad”, agregó.  

"Nuestro único objetivo es reconciliar las dos partes y restaurar la casa del Golfo"
Comentarios